Peritos de la familia y la querella dijeron que no hubo “nada que objetar” en la pericia

Los veedores de la querella aseguraron que “el trabajo fue correcto”

Minutos antes de la medianoche terminó la autopsia del cuerpo de Santiago Maldonado, sin embargo, ninguno de los peritos oficiales brindó información sobre los estudios.

Las pericias tuvieron lugar en la sede del Cuerpo Médico Forense y duraron más de 12 horas.

El perito antropóligo de la familia Maldonado, Alejandro Incháurregu, también se negó a dar información.

Por su parte, la abogada de la querella Liliana Analis aclaró que los organismo de derechos humanos están “de acuerdo con cómo se celebró el proceso”. “Tenemos que guardar silencio por orden del juez”, dijo.

 “Decir cualquier cosa sería aventurado, hasta ahora el trabajo ha sido correcto y no tenemos nada que objetar“, agregó otro perito de la querella.
 Antes de comenzar la autopsia, el juez Lleral tuvo dos reuniones con los abogados querellantes. En la primera les dijo que la autopsia iba a ser filmada con dos cámaras -una fija y otra móvil- y fotografiada y que ninguna de las personas que ingrese a la sala podría salir hasta su finalización. Tampoco se podían tener celulares en el recinto.

Los estudios estuvieron a cargo de los integrantes del Cuerpo Médico Forense de la Corte Suprema de Justicia de la Nación y también participan especialistas del Equipo Argentino de Antropología Forense y peritos de la Prefectura Naval Argentina, de las querellas de la causa y del gendarme que está imputado en el expediente.

Fuente: Infobae



DEJA TU COMENTARIO