CÓRDOBA: Peligro andante en la ruta un camión con acoplado llevaba la carga de dos

Es el peor caso de los controles que hace la Caminera, para evitar accidentes provocados con camiones sobrecargados. Además de las multas de Caminera y Vialidad, darán aviso a Afip para que investigue evasión.

Desde que controlan en forma intensiva los pesos en las rutas es el récord: un camión con acoplado que tenía una carga máxima permitida de 45 mil kilos viajaba con 86.700 de piedra caliza, casi el doble de lo que podía llevar.

Lo paró el martes a la noche la Policía Caminera en la Ruta 36, a la altura de Alcira Gigena. El camionero Benjamín Figueroa, quien manejaba un camión Iveco con doble acoplado, fue multado por dos infracciones: por no tener la documentación de la carga y por el exceso, que fue calificado por el director de Prevención de Accidentes de la Provincia, Miguel Rizzotti, como “criminal”.

Por ambas infracciones, tendrá el máximo que permite la codificación de multas de la Policía Caminera para estas faltas: unos 15 mil pesos, por cada una de las infracciones.

Pero Rizzotti confió que no terminarán acá los problemas para el camión y su carga: se corrió vista a la Dirección de Vialidad, que tiene facultada la posibilidad de aplicar multas por el “daño presunto” de la vía, con sanciones que llegan a los 200 mil pesos; y también se dará aviso a Afip, que si comprueba un posible delito de evasión podría llegar a decomisar la carga y el camión. Y la intención no es cargar contra el trabajador, Policía Caminera investiga el origen de la carga, que no está detallado en la documentación. Vialidad puede aplicar hasta el doble de la sanción al camionero a quien lo sobrecargó.“Con esta sobrecarga, lo único que lo frena son los autos que están adelante. Es un acto criminal viajar de esta manera”, enfatizó el funcionario provincial.

Los controles de Caminera sobre los camiones excedidos de tara se están haciendo desde hace algunas semanas, en virtud de un compromiso firmado en conjunto con Vialidad con la Federación Cordobesa del Transporte Automotor de Cargas (Fecotac), la Cámara Empresaria del Autotransporte de Cargas de Córdoba (Cedac), la Cámara Empresaria Minera de Córdoba (Cemincor) y el Sindicato Obrero de Choferes, Camioneros y Ayudantes de Córdoba.

Según datos de Prevención de Accidentes y de Policía Caminera, los camiones protagonizaron, en lo que va del año, el 15 por ciento de los accidentes con víctimas fatales. Fueron 42 accidentes, con 49 víctimas, sobre 309 sucesos. Lo importante, según analiza Rizzotti, es que si bien en el número total de accidentes la incidencia de los camiones es de poco más de 5 por ciento, esta proporción trepa entre los sucesos graves, donde existen víctimas fatales.

El otro problema: la ruta

“Esa ruta es flamante. Cada kilómetro de autopista tiene un costo de arreglo de 450 mil dólares por kilómetro. Con ese peso, no hace falta que pase muchas veces para ondular la calzada o quebrarla”, advirtió Rizzotti.

Además de Caminera, Vialidad celebró convenios con 12 organismos o entes intermunicipales para que controlen excesos de peso de camiones con balanzas portátiles.

“Las infracciones no eran de sobrepeso de 2 mil kilos, eran superiores de 10 a 15 mil kilos de la carga permitida. Ninguna cantera regala piedra y ningún productor regala soja, es por esto que se aplica el daño presunto”, justificó Osvaldo Vottero, director provincial de Vialidad.

La idea de Vialidad es llegar a 20 puestos fijos de control con balanzas electrónicas. “Esto termina siendo una maniobra de competencia desleal para quien transporta la carga adecuada. Es por esto que tenemos mucho acompañamiento en los controles de todos los actores. Y en definitiva, las rutas son un medio de trabajo para todos”, abundó.

Los principales problemas se están dando con los áridos y los departamentos más complicados son los que cruzan el Gran Córdoba. Según detalló Vottero, hasta el momento se labraron un poco más de mil multas, con una recaudación aproximada de 20 millones de pesos, un monto que es insignificante, igualmente, en comparación con el daño que hacen los camiones sobrecargados: equivalen apenas a tres kilómetros de ruta.

El costo de romper las rutas con los camiones. 8 millones es el costo que estima la Dirección de Vialidad para reconstruir cada kilómetro de autopista dañado: equivale a 450 mil dólares. Las multas máximas por daño presunto llegan a 200 mil pesos para el dueño del camión, y el doble para quien hizo la carga en exceso.

DEJA TU COMENTARIO